UNA VIDA SIN LÍMITES

UNA VIDA SIN LÍMITES

Anna Ortiz, campeona de natación, modelo y periodista

Hay palabras que no existen en el diccionario de Anna Ortiz. "No" es una de ellas, y "límite" es otra. Esta joven valenciana de 26 años tiene un 70% de discapacidad debido a una parálisis cerebral de nacimiento. Su historia es extraordinaria.

Ana Ortíz, una vida sin límites
Ana Ortíz, una vida sin límites | Fundación Atresmedia

Campeona de Europa de 50 metros braza en 2011 en los Campeonatos de Europa de Natación Paralímpica, y con más de 40 medallas en campeonatos de España, Anna se desplaza a diario en silla de ruedas y ejerce como periodista en Ilunion Retail. Además, ha trabajado en la agencia de noticias Servimedia y ya ha desfilado en iniciativas solidarias vinculadas a la moda.

Ahora, la firma valenciana de zapatos Irreverente Rosalía ha apostado por la nadadora como modelo. Con esta alianza, esta marca de zapatos pretende potenciar tres aspectos: su nombre, vinculado a una actitud rebelde; el hecho de diseñar zapatos que aumenten la autoconfianza de sus clientas y su adaptación a cualquier circunstancia física.

Sus fundadoras Rosa Ferrero y Noelia Tierraseca  explican que esta elección se debe a “la intención de poner en valor el hecho de escoger primero el calzado y no al revés”. “Al final, todos podemos vestirnos de una determinada manera, pero incluso en una mujer que utiliza a diario una silla de ruedas es inevitable fijarte en sus zapatos. Estos le confieren personalidad, que es lo que hemos encontrado en Anna y nos parece una reivindicación necesaria en esta época”, remarcan.

Por su parte, Ortiz reivindica el derecho de cualquier mujer a “salir a la calle como le apetezca” y destaca que con Irreverente Rosalía “he encontrado no solo zapatos bonitos, sino un diseño personalizado unido a una filosofía con la que me identifico plenamente”. Para Ortiz, “la moda puede ser una gran vía de normalización y un excelente escaparate”. “Si existe ropa para mujeres curvies ¿Por qué no va a existir moda inclusiva?”, se pregunta.

Anna Ortiz tiene una filosofía vital, no tirar nunca la toalla. “Si te caes, te levantas y lo siguen intentado”, declara esta joven que contempla la discapacidad “no como un problema sino como parte de la diversidad del espectro humano”

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.